Música y Vino

Puedo intentar ser sincero pero nunca seré imparcial…

Torres Reserva Real 2003

Domingo, a 29 de Agosto de 2010 -- Alfredo -Webmaster-

Bodega: Bodegas Torres

D.O.: Penedés

Tipo: Tinto

En las cenas de despedida del verano que celebro casi todos los años con unos compañeros de empresa (y aún así amigos, jejeje) residentes en Madrid, solemos aprovechar el momento para darnos un sonoro (y pantagruélico) homenaje. Y este año no iba a ser menos.

Además de disfrutar con algunos de los mariscos de mi Galicia (sin lugar a duda, los mejores del mundo) o de las maravillosas carnes de ternera gallega (también, de las mejores del mundo), aprovechamos para tomar dos vinos de altísimo nivel y prestigio. El primero de ellos, un Torres Reserva Real 1997.

La saga familiar Torres está profundamente enraizada en la elaboración de vinos en España y, desde hace algún tiempo, en otras zonas del mundo: hace más de 130 años que empezaron su actividad en el Penedés catalán.

En el año 1850, Jaime Torres Vendrell emigró a Cuba, donde se enriqueció gracias al negocio petrolífero y marítimo. En 1870 regresó a su tierra, a Vilafranca del Penedès, donde construyó la primera bodega en la que instaló una cuba de almacenamiento de vinos con una capacidad de 600.000 litros, la más grande del mundo durante muchísimos años. Durante la guerra civil española (1936/1939), la bodega fue totalmente destruida durante un bombardeo.

Tamaña desgracia, que para muchísimos bodegueros significó el fin de sus negocios, para Miguel Torres Carbó, heredero del fundador, fue el inicio de nuevos retos: además de reconstruir la bodega, incluso más grande y moderna, dejó de elaborar vinos a granel para dedicarse a la venta de vinos embotellados, de marca, su marca.

Y de ahí… y de ahí hasta donde están ahora: bodegas en el Penedés, el Priorat, la Rioja y Ribera del Duero, en España; en Chile, en USA, en Sudáfrica y Australia; exportación a 140 países; vinotecas en Barcelona, Santiago de Chile y Shanghai.

El vino que tomamos como base de la cena fue el majestuoso Torres Reserva Real 2003, elaborado con las uvas procedentes de la zona de Santa Margarita de Agulladolc, una finca de muy baja producción pero elevadísima calidad, producto de la propia naturaleza de los suelos, profusamente pizarrosos y porosos.

Este vino tiene su origen en la visita que hizo a la bodega el Rey Juan Carlos I, en el 125º aniversario de la fundación de la empresa. Dice la “leyenda”, que el vino que probó, elaborado con uvas de las variedades cabernet sauvignon, cabernet franc y merlot, mezcladas sabiamente por el etnólogo de la bodega, fue tan aplaudido por el monarca español, que Miguel Torres decidió sacar una nueva línea de caldos con ese nombre: Real.

Este vino posee un seductor e intensísimo color caoba, marcado por su gran crianza. Su aroma es sumamente atractivo, lleno de matices. En boca es potente, poderosísimo, con gran concentración de taninos. Y su persistencia, increíblemente fuerte, para guardar en la memoria.

Precio: mejor ni recordarlo…

Valoración calidad/precio: 9,5 / 10 (mejor si olvidamos el precio)

Alfredo Webmaster

 

Categorías: 

Comentarios

Enviado por Invitado/invitada (no verificado) en

Un vino que cuesta más de $130 dólares, pero si lo dividieron entre todos no ha de ver dolido pagar jijiji . Todo que signifique una delicia vale la pena. Bien por ti porque puedes...Mientras puedas disfruta de las delicias que hay en el mundo...En lo personal me gusta beber vino,es deliciosso.

Susan

Añadir nuevo comentario